Teletrabajo

Diferencias entre trabajo a distancia, teletrabajo y trabajo en remoto

Hemos utilizado tanto estos términos en los últimos meses, especialmente el de teletrabajo, que parecen sinónimos idénticos, cuando no es así. Existen ciertas connotaciones que los diferencian.

Hemos estado investigando y esto es lo que hemos descubierto.


Trabajo a distancia


trabajo-remoto


Este ha sido el más fácil, pues el Estatuto de los Trabajadores en su artículo 13, punto 1, define el trabajo a distancia como citamos a continuación:


Tendrá la consideración de trabajo a distancia aquel en que la prestación de la actividad laboral se realice de manera preponderante en el domicilio del trabajador o en el lugar libremente elegido por este, de modo alternativo a su desarrollo presencial en el centro de trabajo de la empresa.


Teletrabajo


teletrabajo--2-


Según el Diccionario de la Real Academia Española, teletrabajo es:


Trabajo que se realiza desde un lugar fuera de la empresa utilizando las redes de telecomunicación para cumplir con las cargas laborales asignadas.


Aunque ya sabemos que esta institución a menudo va muy por detrás en lo que a actualización e incorporación de nuevos usos de la lengua se refiere, aunque lleven años usándose en el mundo real.

En otros artículos, hemos hallado que existen varios tipos de teletrabajo, dependiendo del lugar donde se realice:


Clases de teletrabajo


➡️ Móvil o itinerante: un ejemplo claro de esta modalidad son los comerciales, que a menudo no pisan la oficina y realizan las labores administrativas al final del día desde casa.

➡️ Domicilio: cuando el teletrabajo se realiza en el domicilio del empleado.

➡️ Telecentro: cuando el trabajador realiza sus funciones en un coworking, bien por elección propia o porque la empresa ha decidido ese espacio de trabajo. Se da cada vez más en comerciales de telefonía.


Trabajo en remoto


trabajo-en-remoto-2


Esta expresión también hace referencia al trabajo realizado fuera del centro habitual de trabajo. Como los anteriores.

En este caso, la empresa contrata a alguien que ya sabe que no trabajará en la oficina, pero sí en su domicilio, por lo que pone cuidado desde el principio en que disponga de toda la infraestructura necesaria.

Esta expresión hace mayor hincapié en la parte técnica indispensable para llevar a cabo el trabajo, que se realizará virtualmente.


¿Conclusiones?


A la vista de los hallazgos, podemos concluir que el trabajo a distancia enbolsa los términos: teletrabajo y trabajo en remoto.

Y que teletrabajo puede realizarse desde cualquier lugar: tu casa, tu cafetería preferida que está a un kilómetro del centro de trabajo, o la playa más paradisíaca de Bali; mientras que el trabajo en remoto, es el que se desarrolla sólo en casa, lo que vendría a ser también: teletrabajo en domicilio, y que además, esta modalidad es la de contratación de inicio, siendo menos accidental que las anteriores, que presumiblemente se dan tras una eventualidad (ejemplo claro: pandemia-teletrabajo).

Con todo lo que estamos usando estas palabras estos meses y la línea que las separa sigue siento tan fina, que las diferencias se sujetan con alfileres.

Cuéntanos, ¿qué modalidad de trabajo a distancia te gusta más? ¿Conoces otra clasificación?

Author image

Sobre Guayarmina Peña

Director​a de Marketing y Comunicación Digital en MHP Servicios de Control y Laycos Network
  • España